FMM
EDUCACIÓN

República Argentina - Buenos Aires - San Nicolás
Educación, política, economía, historia, libros, nuevas tecnologías

Usted está en...

 La Explotación de los Obreros:2  

Presentación

Inicio
Mi currículum
Editoriales
Mapa de este sitio
Novedades del sitio
Mi portal
Mi bitácora
Mis cátedras
Premios
Bromas de mis alumnos

Secciones

Alumnos
Humor educativo
Informática
Nuevas Tecnologías
Materiales para el aula
Escritos
Biblioteca Digital
Pedagogía
Proyectos
O.N.U.

Historia

Historia
Documentos
Notas
Un paseo por...

Recursos

Notas
Const. América latina
Documentos
Películas y Series
Educación especial
Esq. conceptuales
Frases célebres
Papelería
Presentaciones
Videos

Sistema Educativo

Entrada en la sección
Represent. docente
Leyes de Educación
Informes sobre Educ.
Docum. curriculares
Banco Mundial
Pol. educ. en Argentina
II Cong. Ped. Nacional
Críticas al sistema
Univ., Ciencia y Tec.
Provincia de Bs. As.

Comunicación

Enlaces
Contácteme

 

LA SEGUNDA REVOLUCIÓN INDUSTRIAL Y LOS OBREROS

Trabajo Nº 2

 

Integrantes: Edgardo R. Arias, Héctor Córdoba, Lucas, E. Cordero, Gabriel A. Parodi y Juan de Dios Ramos.

Profesor: Federico Martín Maglio

 

Realizar una red conceptual y luego su correspondiente reseña.

 

 

Reseña

Los países centrales querían dominar más colonias para obtener mano de obra barata y materia prima barata. Los trabajadores (mano de obra) explotados eran los hombres blancos, amarillos y negros. La Iglesia angustiada protestaba por la explotación de los obreros con la Encíclica Rerum Novarum (1891).

Los imperialistas que eran las grandes potencias llevaron a una revolución industrial (a fines del siglo XIX y comienzos del XX). Esta produjo una gran desocupación y mucha de esta gente se fue a la periferia como mano de obra barata.

En esta época había tres formas de pensar diferente en contra del capitalismo. Los socialistas decían que los bienes de producción son de los trabajadores, los comunistas decían que los bienes de producción eran del Estado y los anarquistas decían que los bienes no tienen dueños.