FMM
EDUCACIÓN

República Argentina - Buenos Aires - San Nicolás
Educación, política, economía, historia, libros, nuevas tecnologías

Usted está en...

 YPF: Aclaraciones que son necesarias  

Presentación

Inicio
Mi currículum
Editoriales
Mapa de este sitio
Novedades del sitio
Mi portal
Mi bitácora
Mis cátedras
Premios
Bromas de mis alumnos

Secciones

Alumnos
Humor educativo
Informática
Nuevas Tecnologías
Materiales para el aula
Escritos
Biblioteca Digital
Pedagogía
Proyectos
O.N.U.

Historia

Historia
Documentos
Notas
Un paseo por...

Recursos

Notas
Const. América latina
Documentos
Películas y Series
Educación especial
Esq. conceptuales
Frases célebres
Papelería
Presentaciones
Videos

Sistema Educativo

Entrada en la sección
Represent. docente
Leyes de Educación
Informes sobre Educ.
Docum. curriculares
Banco Mundial
Pol. educ. en Argentina
II Cong. Ped. Nacional
Críticas al sistema
Univ., Ciencia y Tec.
Provincia de Bs. As.

Comunicación

Enlaces
Contácteme

 

YPF: ACLARACIONES QUE SON NECESARIAS

Considero positivo que el Estado tenga el control sobre los recursos energéticos en cuanto a establecer Políticas de Estado (que se construyen por consenso entre los diversos sectores sociales, políticos y económicos y no son impuestas por el gobierno de turno ni cambian de la noche a la mañana por caprichos del líder de turno). Tales políticas deben orientarse a producir riqueza con trabajo y para ello hacen falta reglas claras y leyes que se cumplan (y el Estado debería ser el garante de ello). Pero los que los privatizaron y llevaron el sistema hidrocarburífero a ser ineficiente fueron los mismos que hoy están en el gobierno; recordemos que Néstor Kirchner y Cristina Fernández fueron los que más apoyaron esa política que llaman "privatista neoliberal" impulsada en la presidencia de Carlos Menem. Es decir, dicen lo que a ellos les conviene cambiando la realidad inventando "relatos" que nada tienen que ver con la verdad.

Aquí les presento un informe sobre el tema para aclararlo...



1. LOS KIRCHNER PROMOVIERON LA PRIVATIZACIÓN DE YPF

Al terminar su discurso del 16 de abril de 2012 anunciando la expropiación de Repsol-YPF (pulsar aquí para ver el discurso completo), bien al final, Cristina Fernández dijo:
 

"...él siempre soñó con recuperar YPF para el país, siempre, siempre".
No lo crean, es mentira (otra mentira más de tantas).


Prueba 1 para los que no tienen memoria o no lo vivieron:

 

Prueba 2 para los que no tienen memoria o no lo vivieron:

 

Prueba 3 para los que no tienen memoria o no lo vivieron:

El 17 de septiembre de 1992, Cristina Fernández de Kirchner, siendo legisladora de la provincia de Santa Cruz, realizó una intervención en la que exigía a los diputados nacionales de su provincia que aprobaran la privatización de YPF S.A. (pulsar aquí para leer el documento completo).


Prueba 4 para los que no tienen memoria o no lo vivieron:

 

2. NO ES EXPROPIACIÓN, ES CONFISCACIÓN

El artículo 17 de la Constitución Nacional expresa lo siguiente:
 
La propiedad es inviolable, y ningún habitante de la Nación puede ser privado de ella, sino en virtud de sentencia fundada en ley. La expropiación por causa de utilidad pública, debe ser calificada por ley y previamente indemnizada. Sólo el Congreso impone las contribuciones que se expresan en el artículo 4°. Ningún servicio personal es exigible, sino en virtud de ley o de sentencia fundada en ley. Todo autor o inventor es propietario exclusivo de su obra, invento o descubrimiento, por el término que le acuerde la ley. La confiscación de bienes queda borrada para siempre del Código Penal argentino. Ningún cuerpo armado puede hacer requisiciones, ni exigir auxilios de ninguna especie.

El 16 de abril, mientras la presidente Cristina Fernández realizaba el anuncio de expropiar Repsol-YPF, miembros del gobierno entraban a las instalaciones de la dirección de la empresa y echaban a todos los directivos y los suplantaron por funcionarios gubernamentales.

Los pasos a seguir debieron ser otros:
 
  • Primero, sancionar y promulgar una ley específica sobre el caso.
  • Segundo, pagar la indemnización.
  • Tercero, hacerse del control de la empresa.

De la manera en que se realizó es una confiscación y eso, está prohibido en este país y en casi todos los países del mundo.

Además, se planteó la expropiación de acciones de Repsol-YPF cuando la empresa tiene también otros accionistas. ¿Por qué no se planteó el expropiarlos a ellos también? Esto es discriminación, otro delito de acuerdo con nuestras leyes y convenios internacionales que nuestros representantes firmaron.


3. SOBERANÍA SOBRE EL PETRÓLEO Y EL GAS: LAS MENTIRAS Y ENARSA

 
  • Repsol-YPF tiene sólo el 30 % de la producción. El resto lo tienen empresas como Shell y Esso.
  • El gobierno dice que "expropia" el 51 % de Repsol-YPF S.A.

De esta manera se ve claramente que es una mentira decir que esta “expropiación” es para que el Estado tenga el control soberano sobre el petróleo y el gas porque todavía falta el 49 % de esa parte (30 % del total) más el 70 % del total.

Y lo peor de todo, es que hay gente que se la cree. ¿Qué pasa con, por ejemplo, con otras empresas como Shell y Esso? Nada. ¿Entonces?

La empresa ENARSA

Hay que tener bien presente que en el 2004 se creó la empresa ENARSA (en este enlace puede ver la Ley Nº 25.943 y constatar qué objetivos tiene) de la cual nadie habla (ni el gobierno ni los opositores). Pareciera que todos se confabulan detrás de la mentira. O quizá sean ignorantes de cuestiones básicas para el manejo del Estado.

Es decir: ENARSA es la empresa creada para lo que ahora dicen que quieren a YPF. Entonces ¿para qué está ENARSA, la van a cerrar, tiene algún sentido lo que están haciendo?


4. CUESTIONES IMPORTANTES A TENER EN CUENTA
 
  1. YPF es una Sociedad Anónima desde el 31 de diciembre de 1990 por el Decreto Nº 2.778. Este dato es esencial para comprender lo que se produjo después y lo que pasa hoy (2012) porque de esta manera, no es verdad que YPF se estatice o se nacionalice.
  2. Cristina Fernández y Néstor Kirchner fueron promotores de la privatización de YPF ocurrida en 1992.
  3. Se expropia porque YPF no realizó inversiones. No las realizó por los contratos del 2008 en que se autoriza a repartir como dividendos (ganancias) el 90 % de las utilidades permitiendo que con parte de ese dinero ingresara la familia Eskenazi con el 27,46 % de las acciones. El que no haya habido inversión y que la producción haya caído se debe a la política realizada por este gobierno que desalentó la producción con precios subvaluados e inflación (pulsar aquí para ver el contrato firmado).
  4. Las tarifas energéticas fueron prácticamente congeladas. En Argentina se reconocen 2 dólares por BTU, en Bolivia 10 y en Qatar 15. De esta manera, los capitales se van a invertir a otros países y acá baja la producción.
  5. Este año, 2012, se importarán combustibles por 14.000 millones de dólares. ¿Se nacionaliza sólo para equilibrar las cuentas del Estado quedándose con las ganancias de Repsol en el país?
  6. Para realizar nuevas inversiones, sólo para el yacimiento de Vaca Muerta (terceras reservas en importancia del mundo), se necesitan 25.000 millones de dólares. El Estado no los tiene. ¿Habrá inversiones privadas? Si esta es la idea, ¿quién va a invertir con este tipo de medidas gubernamentales que no respetan la "seguridad jurídica"?
  7. Se dispuso la adquisición del 51 % sin realizar una oferta por el 100 % que se establece en el estatuto de la empresa. No se respeta la ley vigente.
  8. ¿ENARSA para qué está? ¿No era una empresa creada en el 2004 para hacerse cargo del manejo soberano del gas y el petróleo?
  9. YPF quedará bajo el control del ministro Julio De Vido, actor principal junto a Néstor Kirchner en la política energética que hundió el autoabastecimiento logrado en 1999 y uno de los actuantes en los acuerdos del 2008. ¿Qué pasó ahora? ¿Recibió “la iluminación” de lo que realmente hay que hacer en cuestiones energéticas para beneficio del país o habrá que aguantarse que también YPF siga un camino totalmente errado?
  10. Hace menos de un año, Cristina Fernández elogiaba a Repsol-YPF y a Eskenazi anunciando grandes inversiones y descubrimientos de yacimientos nuevos (que en realidad databan de la década del setenta). Ahora, pocos meses después, dice todo lo contrario.
  11. La República Argentina y España tienen firmado un acuerdo bilateral de promoción y protección de inversiones que fue aprobado por ley del Congreso. Si se busca castigar a los españoles expropiándoles sus acciones (y no otras) arguyendo una mala gestión, debemos tener en cuenta que la misma fue acordada con el gobierno nacional.

5. CONSECUENCIAS PREVISIBLES

Algunas cuestiones que debemos tener en cuenta, son las acciones que vendrán a futuro…
 
  1. En el corto plazo quizá haya una mejora fiscal al quedarse con las ganancias que hoy tiene YPF.
  2. Seguirá habiendo déficit energético y por ello, las importaciones seguirán vigentes. El hecho de “expropiar” YPF no lo resuelve. Y si tomamos como ejemplo lo que hizo el gobierno con otras empresas (como Aerolíneas Argentinas), la realidad ya comienza a asustar.
  3. El gobierno “retocará” los números y hará anuncios grandilocuentes acerca del aumento productivo.
  4. Al no pagar la expropiación (al menos, no por ahora, llevará meses y quizá años legalizar todo), se verá restringida la inversión de capital y productiva desde el exterior y también local. No hay seguridad jurídica ya que ni la Constitución Nacional se respeta.
  5. Se acelerará la salida de capitales desde la República Argentina (de empresas nacionales y extranjeras).
  6. YPF no conseguirá financiamiento externo. Lo que deja al gobierno entre “la espada y la pared”; deberán asociarse con capitales de países que estén dispuestos a brindar tecnología (que en el país no hay) y dinero para la exploración y la extracción. En este punto, China jugará un papel muy importante y no lo harán gratis, querrán llevarse petróleo y gas cuando todavía no hemos conseguido el autoabastecimiento.
  7. YPF tiene inversiones en países vecinos. Las mismas podrían ser embargadas a partir de las numerosas demandas judiciales que recibirá.
  8. YPF será caja del gobierno. Gran parte de sus ganancias irán a financiar las políticas que nada tienen que ver con el petróleo y el gas (como AFJP, ANSES, Banco Central, etc.).
  9. Se cortan los créditos internacionales, lo que acrecentará la necesidad de “hacer caja”.
  10. Habrá demandas por cifras que serán impagables; no sólo por parte de Repsol, sino de gran cantidad de accionistas por fuera de la empresa española.
  11. España, Inglaterra y la UE exigirán que Argentina cumpla con compromisos y obligaciones internacionales; como no lo hace, habrá represalias como quitar la cuota Hilton de la carne. Además, se corre el riesgo de perder el lugar en el G20, donde Argentina se comprometió a promover la transparencia y reducir el proteccionismo. Ya asoman Chile y Colombia como posibles sucesores.
  12. México se nos viene encima: a) Pemex tiene el 9,49 % de Repsol. b) Hay que sumarle que la República Argentina puso restricciones a la importación de automóviles desde aquel país incumpliendo contratos.
  13. Club de París: No refinanciará la deuda que se tiene y por ello no se regresará a formar parte del mercado internacional de capitales.

 6. LA VERGÜENZA PARECE NO AFECTARLES

Declaraciones de Felipe Solá, Diputado por Unión Peronista:
 

"Apoyamos la estatización. Ante la falta de controles efectivos por parte del Estado y de una errónea política del Gobierno, Repsol YPF tomó ganancias no sustentables y desatendió la política de inversión".

Traduciendo: Apoya la estatización porque el Estado no controló efectivamente y el gobierno tuvo una mala política. Entonces, Felipe Solá quiere el colapso energético del país o le fallan los axiones neuronales llegando a una conclusión totalmente contraria a las premisas que esgrimió.


Declaraciones de Axel Kicillof justificando el cambio de postura de CFK:
 

“Quería señalar que una cosa es la empresa en la década de los '90, más allá de su forma de propiedad en el marco del modelo neoliberal, y otra cosa es el papel de una empresa estratégica, en un modelo de crecimiento con inclusión”, destacó el viceministro. Y agregó: “Una cosa es pensar que el petróleo se extrae para llevar al exterior, otra es para el crecimiento interno”.
Es decir: 1) Los Kirchner fueron neoliberales. 2) Estaban de acuerdo con un sistema que planteaba llevarse al exterior los recursos nacionales. 3) No les importó el patrimonio nacional ni el petróleo nacional ni nada de patriotismo.


Declaraciones de Rubén Giustiniani en el tratamiento de la ley de expropiación de YPF:

Un párrafo aparte para esto. Realmente es patético. El senador socialista realizó una exposición en el Senado de la Nación (25 de abril de 2012) en la que fustigó con gran cantidad de datos y argumentos la pésima política gubernamental sobre YPF y energía del país. Al escucharlo, se sentía un poco de aire fresco y cordura después de tantas sin-razones.
Pero, al finalizar su exposición, expresó:
 

"Por todo lo expuesto, creemos que se está dando un paso importante hacia adelante. Por eso, acompañamos en general este proyecto...".
En resumidas cuentas: ¡AH! Increíble.


7. CONCLUSIONES
 
  • El “patrioterismo” (patriotismo mal entendido y peormente aplicado) en este país ya es patético. Muchos salen a apoyar cuestiones sin sustento diciendo que es para el bien de los argentinos. Recordemos las expresiones de Rodríguez Saá sobre no pagar la deuda externa, la Plaza de Mayo del 2 de abril de 1982, cómo celebraban la privatización de YPF, Aerolíneas Argentinas, SO.MI.S.A., la nacionalización de los ferrocarriles y en los noventa su concesión ominosa y tantos otros ejemplos.
  • Desde el 2004 que he venido planteando el para qué crearon ENARSA si no se veían políticas de inversión, productivas y de exploración y control de los recursos gasíferos y petrolíferos nacionales, sujetos a negociados con el mismo gobierno que debería haberlos defendido.
  • Si de tener la soberanía sobre los recursos naturales hablamos ¿por qué nada se hace en esa línea respecto de la minería, poner fin a la depredación constante del mar y demás rubros?
  • Que sean los mismos que privatizaron YPF los que ahora quieran mostrarse como adalides de la nacionalización hace que sea patético y repugnante constatar la irracionalidad y la ignorancia de quienes defienden esta decisión gobierno, ya que, además, una Sociedad Anónima no es del Estado ni significa nacionalización.
  • Una cosa es el Estado y otra el gobierno. Acá YPF pasa al gobierno y algunos de sus personajes más cuestionables, no al Estado.


Enlaces para completar la información:

 

Federico Martín Maglio - 30 de abril de 2012